19 de marzo de 2010

Cuerpos




Quiero que me escribas los cuerpos
a filo de diente
a mancha de sangre
quiero que me escribas
mugre de uñas
poema inacabable
escribime lo que nadie quiere leer,
escribime secretos
que nunca te contaste.

Y cuando no tengas más aire
cuando no haya más sangre
ni hueso ni piel,
cuando todo lo que quede de mí
sea una masa ilegible,
tirame en la bañera
escupime
trapeame con la lengua,
y volvé a empezar.



6 comentarios:

Dragon de Azucar dijo...

Escrito en el cuerpo, la fuente de los secretos innenarrables, solo por dos conocidos. Mr. Patto, se supera con cada texto.

Saludos

Manco Cretino dijo...

Círculo... ¿vicioso?
Interpretando... Manco Cretino

Don físico dijo...

Esqueleto exquisito.

Julián dijo...

Punto. Adosar el contagio muscular, la torcedura lúbrica, el misticismo de la enfermiza adicción al dolor, la herida y el tontito cotonete, sería también una barca a compartir con semejantes animales de ser. Bingo! Y continúe con tal poesía culta!

Clarisa Luz dijo...

hermoso mar

Patto dijo...

Dragón: Sí, todos los misterios están guardados en el cuerpo. Gracias!

Manco Cretino: En el mejor de los casos!!! ;)

Don Físico: Hmmm nunca intenté llegar hasta los huesos... pero podría intentarlo!

Julián: jajaj genial, sí! esperemos que esto siga goteando.

Clarinet: hermosa vos ♥